Características y diferencias de las ventanas de aluminio y PVC

ventanas de aluminio o pvc

Características y diferencias de las ventanas de aluminio y PVC

Si vas a hacer una reforma o estás construyéndote una casa, llegará el momento en el que tengas que elegir entre diferentes materiales y puede que te surjan dudas sobre si elegir ventanas de aluminio o pvc. Ambos materiales aportan óptimas prestaciones para cualquier vivienda, pero existen diferencias claras entre ellos. En este artículo detallaremos las características de cada material y hablaremos sobre las ventajas que aporta cada uno de ellos.

Debes tomarte el tiempo necesario para hacer la elección, ya que estos elementos permanecerán colocados durante muchos años en tu hogar. Lo más importante es que se adapten a cumplir el objetivo de cubrir tus necesidades y, además, te aporten un diseño que encaje con el resto de decoración de la estancia.

 

¿Qué prestaciones debe tener una ventana?

Antes de entrar en la comparativa de ambos materiales, queremos explicarte las prestaciones que debe tener una ventana para que te ofrezca el máximo rendimiento:

    1. Debe protegerte del frío y del calor, y este es el punto donde encontramos más diferencias entre una ventana de aluminio y de PVC.
    2. Además de confort, debe proporcionarte ahorro de energía en la vivienda.
    3. Conviene que revises las características del producto para confirmar que la ventana es resistente a la corrosión. De esta manera, aunque llueva o pase el tiempo no se deteriorará con rapidez.
    4. Estudia los diferentes modelos para elegir la estética que más se adapte a tu estilo de decoración de tu hogar. En este punto debes estudiar la forma y el color. 

 

Diferencias entre aluminio y PVC

En zonas frías como Cantabria o Galicia, la elección de las ventanas de PVC es mayor debido a su magnífica función como aislante térmico. Por el contrario, en zonas más cálidas como Alicante o Murcia, las ventanas de aluminio tienden a ser las preferidas porque existe mayor oferta de fabricantes que ofrecen productos con un precio más bajo y que cubren, perfectamente, los objetivos de aislar. No olvides que en estas zonas cálidas no es necesario que dispongas de un gran aislante térmico.

Existen claras diferencias entre el aluminio y el PVC. A continuación, detallamos las más evidentes y las que debes valorar a la hora de hacer la selección de un material u otro:

    1. Aunque ambos elementos son buenos aislantes, recomendamos las ventanas de PVC para sitios extremadamente fríos.
    2. El PVC es menos duradero que el aluminio porque sus refuerzos de hierro se pueden oxidar con el paso del tiempo.
    3. El aluminio es resistente y ligero; por ello, en construcciones con muros de cortinas se suele utilizar. En este caso, el tamaño de los cristales es el causante de que sea necesario colocar estructuras rígidas que puedan soportar el peso completo del acristalamiento y a la vez que conserven la forma, aunque el viento haga presión. Si apuestas por el aluminio en este caso, conseguirás las mejores garantías.

 

Ventajas de las ventanas de PVC

En algunas ocasiones es preferible que utilices ventanas de PVC. Ten en cuenta que este tipo de ventana suele estar ligado a proporcionarte mayores prestaciones. Por ello, actualmente el crecimiento de este material está siendo tan elevado.

    1. Ofrecen una eficiencia energética muy alta, haciendo que el coste para climatizar la vivienda sea más reducido. Además, colaborarás con el cuidado del medioambiente.
    2. Recomendamos la colocación de este tipo de ventanas en zonas costeras porque no se verán afectadas por el ambiente salino y evitarán la corrosión anticipada. Aunque tengas tu vivienda en primera línea de playa, su aspecto y prestaciones permanecerán intactos.
    3. Te garantizarán un alto nivel en aislamiento acústico, siempre y cuando añadas vidrio de calidad.
    4. No requieren de un mantenimiento complejo porque con un trapo y detergente común asegurarás su conservación.
    5. Tendrás la opción de añadir una protección antirrobo.
    6. Aunque su color más utilizado es el blanco, dispones de una amplia gama de colores y diseños diferentes. Tendrás la opción de elegir en textura lisa, metalizada u optar por formas de arcos o circulares, entre otras opciones. Así, tú serás el que defina el modelo de tus ventanas acorde a tus ideas.

Ventajas de las ventanas de aluminio

Entre las ventajas del aluminio encontrarás algunas de suma importancia:

    1. En referencia a los acabados y estética, el aluminio resulta superior al PVC. Tendrás infinidad de estilos para elegir, incluyendo incluso imitación a madera. Además, podrás combinar varios materiales haciendo que en la parte exterior coloques aluminio y en la parte interior madera.
    2. Los perfiles de aluminio suelen ser más delgados, haciendo que el paso de la luz sea más amplio y puedas crear un espacio más luminoso y elegante.
    3. No necesitan mantenimiento especial. En este punto ambos materiales ofrecen la misma ventaja.
    4. Excepto en zonas costeras, el aluminio puede estar expuesto a cualquier inclemencia del tiempo, porque no se deteriorará.
    5. El aluminio no es inflamable. Este factor es sumamente importante por si alguna vez ocurriera un incendio en tu vivienda.
    6. Podrás adaptar este tipo de ventana a cualquier proyecto arquitectónico.

 

¿Qué es la rotura de puente térmico?

Cuando hablamos de las características del aluminio, nos referiremos, en casi todas las ocasiones, a que incluye rotura del puente térmico, que es el que se utiliza hoy en día. Esta rotura es una capa formada por elementos de plástico y que ofrecen un óptimo aislamiento. Esto es debido a que la parte exterior está separada de la parte interior.

El aluminio que no tiene esta rotura ofrece un aislamiento muy inferior y el Código Técnico de Edificación lo desaconseja. En el caso del PVC, no hace falta hacer hincapié en la rotura porque es un material conductor. 

En definitiva, ambos materiales son recomendados, pero debes estudiar tus necesidades personales para saber si encaja más uno u otro. Te animamos a ponerte en manos de profesionales del sector y que tomes en cuenta los consejos que te brinden.

Para terminar, diremos que las ventanas de aluminio o PVC son elementos de calidad y que ofrecen mucha resistencia, para que puedas gozar de una confortabilidad en tu vivienda todo el año.

 

Share